Mini clases: cuando dudar no es una duda

Os quiero con mucha atención, porque ésta es una de las reflexiones sobre la lengua que más sorprenden. Vale, seguro que hay un grupo de irónicos – escépticos que reirán y afirmarán “Vaya, otra de las excepciones a las que nos acostumbra el español“; a lo mejor ellos se sorprenderán más todavía.

Qué bonito es el verbo dudar, ¿verdad? Si hacéis una búsqueda en google, veréis cómo multitud de sabios han pronunciado bonitas frases sobre lo bueno y saludable de esta acción. Probablemente todos dudáis en un momento o en otro, no sabéis qué camino elegir, si contratar o no con esa compañía, si le diréis algo a esa chica (ese chico) que parece que os ha mirado dos veces (lo parece, porque no lo sabéis con seguridad, tal vez ha mirado al fondo). Igual hasta dudáis de todo excepto de que pensáis, y aún así no lo podrías afirmar del todo.

Cuántas dudas, ¿no? Vale, os invito a buscar verbos en subjuntivo en todo lo que se ha escrito arriba. ¡Sorpresa, no hay ninguno!

Una de las afirmaciones más repetidas (y no por ello más verdadera) del español relaciona subjuntivo y duda. Qué cansinos, por favor. Para una vez que maté un gato, me llaman matagatos. A ver si se supera de una vez esa idea que tanto daño hace a la lengua.

Pero es que se puede decir dudo que llueva, y eso es un subjuntivo“. Sí, claro, pero ¡otra sorpresa, eso NO es una duda!

Pensemos, reflexionemos: una cosa es dudar qué (interrogativo) o dudar si (hipotético), y otra cosa diferente es dudar de algo (o de que algo pase) y de alguien. En ese caso el verbo cambia de significado y se transforma en una clara acción de rechazo.

Veámoslo: “Dudo de Pablo” no quiere decir nada sobre su hipotética existencia (lo que sería bastante ridículo), sino que el hablante no tiene confianza en Pablo, lo cuestiona por su falta de actitud. De igual manera, “Dudo que Pablo lo sepa” no plantea posibilidad alguna, sino que expresa un rechazo sobre la inteligencia o los conocimientos de Pablo, al menos respecto al tema al que se hace referencia. En este caso, la acción “dudar” es similar a la acción “no creer que“, donde ambas significan “cuestionar o poner en tela de juicio algo“.

Meditadlo tranquilamente, y comprobaréis que el uso del verbo dudar con subjuntivo nos lleva a cuestionar situaciones que incluso pueden ser reales, pero que nos cuesta aceptar. “Dudo que lo hayas hecho solo“, “Dudo mucho que te lo hayan dado gratis“, “Dudo que lo hicieras por amor al arte“; ¿no son ejemplos perfectamente reales? ¿Pueden referirse a una verdad que escuchamos? Yo diría que sí, pero decidme vosotros.

En serio, cuanto antes olvidemos esa milonga de subjuntivo y dudas, mucho mejor para todos, aunque dudo (cuestiono, rechazo) que esto pase de aquí a poco tiempo. ¿Me equivocaré? Ya veremos…

You can send your questions and comments in English, but we will answer back in Spanish. Come on, the point is practising the language, isn’t it?
Anuncios

Acerca de Castila

Escuela de español
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s